Es un proyecto totalmente nuevo. Fruto de un largo desarrollo, que tuvo como objetivo completar la gama 2T. A partir de ahora, la línea de Enduro permitirá disfrutar de una amplia variedad de opciones, extendiéndose desde las motos de 50 cc destinadas a los más pequeños hasta la nueva 125 cc, para continuar luego con las hermanas mayores de 300 cc 2T y 350/390/430/480 cc 4T.

Entre sus principales cualidades, se destaca la utilización de suspensiones Sachs derivadas del resto de la gama RR pero con una puesta a punto específica. Por delante, se equipa una horquilla de 48 mm de diámetro de cartucho abierto; en tanto que los frenos son de la marca Nissin, extremadamente potentes y modulables, e idénticos a los que equipan los otros modelos de la gama de Enduro. Cuenta con llantas de 36 agujeros en medidas 21 x 1,6 (adelante) y 18 x 1,85 (atrás), para calzar neumáticos 90/90-21 y 120/90-18, respectivamente.

En la parte mecánica, su pistón de doble capa (con un diámetros de 54 mm) fue diseñado para garantizar una elevada rigidez y fiabilidad; en tanto que la elección de la doble capa ofrece una mejor estanqueidad en el clásico uso a bajo y medio régimen del Enduro. También incorpora una válvula de escape progresiva Beta, que es un sistema derivado de las RR 2T 300 cc, y está caracterizado por la relación entre la apertura del flap principal y la de los booster laterales. Así, con el retraso en la apertura de los booster, dota al motor de una excelente progresividad de las prestaciones a lo largo de toda la gama de utilización.