La Multistrada 1260 S y la Panigale V4 S son claramente los dos lanzamientos más trascendentes de 2018. Por eso, ambos fueron parte del stand de Audi en Cariló en el clásico Avant Premiere que distingue a la marca de Borgo Panigale.

En el caso de la Multistrada, mejora considerablemente sus prestaciones al incorporar el nuevo motor Testastretta DVT de 1.262 cc, con el par más alto de su categoría a 4.000 rpm, la gama de revoluciones más utilizada. El control de esta entrega de potencia se torna más accesible a través del nuevo sistema Ride-by-Wire, que garantiza una gestión del acelerador más suave, combinado con la fluidez del DQS (Ducati Quick Shift) Up & Down en los cambios de marcha y reducciones, lo que se traduce en una significativa mejora en la experiencia de conducción. 

"Con un 85% más de par disponible a 3.500 rpm, la entrega a 5.500 rpm es un 18% más elevada comparada con su predecesora", explicaron desde la firma. Su estética, por otra parte, se distingue del resto por sus paneles nuevos en el carenado. Además, utiliza llantas más ligeras y ofrece un aspecto más deportivo.

La Panigale V4 escribe otro capítulo en la historia de Ducati, al ser el primer modelo de la marca que monta un motor tetracilíndrico, derivado directamente de la MotoGP Desmosedici. "Es un concentrado de tecnología, estilo y rendimiento Ducati", advierten. Este V4 de 1.103 cc y 214 CV, ofrece una relación peso/potencia de 1,1 CV/kg, estableciendo un nuevo estándar en el segmento de las superbike.

Esta elevada potencia de la configuración de serie del Desmosedici Stradale se puede aumentar hasta los 226 CV en caso de montar el escape de competición completamente de titanio, realizado por Akrapovic según las especificaciones de Ducati Corse.

"La Panigale V4 fue desarrollada en estrecha colaboración con Ducati Corse, basándose directamente en el conocimiento y tecnología del mundo de la competición para ofrecer un modelo de producción lo más cercano posible a su homóloga de MotoGP", confiaron desde Ducati, al anunciar este diseño que confirma el nacimiento de una nueva era.