Aires de cambio soplan en Kymco Argentina y el Agility RS 125 Naked es uno de los tantos lanzamientos que promete la marca para los próximos meses. Un renacer en nuestro país para una firma especialista en scooters. Kymco cuenta con un amplio portfolio con productos económicos y de baja cilindrada así como unidades más equipadas y potentes como el AK 550. Pongamos el foco en este Agility y destaquemos la intención de la marca de hacerse presente también en aquellos segmentos en los que un bajo costo de adquisición y mantenimiento son las claves del éxito. Como siempre, la economía no va en desmedro de la calidad. Una cualidad indiscutida de la marca taiwanesa.

 

Lookeado

Estéticamente se lo ve moderno y deportivo, con claras intenciones de captar al público joven. Sus líneas marcadamente filosas, sus gráficas y la pisada ancha de sus neumáticos refuerzan ese look. El frente se ve gobernado casi en su totalidad por un gran faro halógeno biparábola de correcto poder lumínico. Los laterales del pecho están acabados en plástico negro (sin pintar) que discurre hasta el piso continuando hasta unas rejillas sobre los posapies del acompañante. Esta solución bitono aporta una protección extra para los lugares más expuestos a golpes y ralladuras. Como sabemos, este tipo de acabado es más resistente a los maltratos.

Los intermitentes están colgados, literalmente, del manillar desnudo al que debe la denominación “naked” el modelo. Redonditos y de tulipa transparente albergan las clásicas bombillas color ámbar. El guardabarros aporta a la causa sport con un anclaje bien rasante al neumático que repite los bordes marcadamente filosos.

Un piso alto y completamente plano le confiere un buen despeje que protege los bajos de lomos y cunetas, y posibilita la carga de algún equipaje menor. En contrapartida, será una limitación para los más altos que viajarán con las piernas muy flexionadas. Los posapies del pasajero, de tamaño justo, se encuentran apenas sobreelevados. En el interior del pecho solo contaremos con un gancho central para colgar bolsas livianas. Se echa de menos algún pequeño hueco portaobjetos abierto (para el celu).

El asiento merece un párrafo aparte, ya que propone una solución muy particular por lo práctico y modulable que resulta. Se trata de un dos piezas que debajo de la plaza del piloto tiene un hueco capaz de albergar un casco y alguna cosita más. En el sillín del pasajero radica una novedad, ya que el mismo se puede plegar oficiando como respaldo para el piloto cuando circula en solitario. Al rebatir el sillín accedemos también a la boca de llenado del tanque (mediante una coqueta tapa extraíble con cerradura). Ambas plazas están forradas con tapizado antideslizante y cuentan con un tamaño y mullido muy agradables. Robustas y de muy buena calidad son las asas de sujeción para el acompañante, aptas para atar algún bulto o bien adaptar un top case para incrementar la capacidad de carga del RS.

Lógicamente estamos ante un scooter ergonómicamente cómodo hasta la talla media de piloto. Como ya mencionamos, la altura del piso plano es su mayor limitación a la hora de ser conducido por los más altos. Los más bajos podrán pisar firmemente con ambos pies el suelo. Una de las particularidades del modelo es el manillar despojado de carenado que inevitablemente deja expuestos cables y demás. De todos modos, debemos reconocer un prolijo pasaje de los mismos.

A los mandos de este scooter se observan componentes básicos, pero efectivos. El instrumental es bastante completo y sencillo. Solamente es para reprochar la pobre y dispar retroiluminación. Esferas para tacómetro y velocímetro con un marcador central para el nivel de combustible. La cuota digital la pone un pequeño reloj horario. Odómetro solo total y testigos luminosos de luz alta/cruce e intermitentes completan el panel. Los comandos en las piñas son clásicos y de correcto funcionamiento. Nos hubiese gustado contar con un interruptor de balizas, porque creemos que debería ser un equipamiento básico para cualquier moto. Este Agility puede presumir de su freno de estacionamiento que se acciona mediante una simple leva en el freno trasero. Algo que scooters de mayor precio no equipan. Muy bien los espejos, de buen tamaño y fácil regulación.

 

Mirá la segunda parte del contacto haciendo click ACA

 

· Ficha técnica / Kymco Agility RS 125 Naked

MOTOR

Tipo: Monocilindrico, 4T

Distribución: OHC, 2 válvulas

Alimentación: Carburador

Refrigeración: Aire forzado por turbina

Diámetro x carrera: 52,4 x 57,8 mm

Cilindrada: 125 cc

Potencia declarada: 9,3 CV a 7.500 rpm

Torque declarado: n.d.

Rel. de compresión: 9,1 : 1

Encendido: Electrónico

Arranque: Eléctrico y pedal

 

TRANSMISION        

Caja: Automática de variador continuo (CVT)

Embrague: Centrifugo en seco

Transmisión final: Correa

 

CHASIS   

Configuración: Simple cuna en tubos de acero

 

SUSPENSIONES     

Delantera: Horquilla hidráulica convencional

Recorrido: 85 mm

Trasera: Unidad oscilante con monoamortiguador regulable

Recorrido: 60 mm

 

FRENOS 

Delantero: Disco con pinza de doble pistón

Trasero: Tambor de expansión interna de 130 mm

 

NEUMÁTICOS         

Delantero: 120/70-12

Trasero: 130/70-12

 

DIMENSIONES        

Largo / ancho / alto: 1.940 / 650 / 1.130 mm

Distancia entre ejes: 1.315 mm

Altura del asiento: 790 mm

Distancia del suelo: n.d.

 

OTRAS CIFRAS      

Dep. de combustible: 5 litros

Peso en orden de marcha: 117 kg

Velocidad máxima: 100 km/h (estimada)