Yamaha Motor Argentina lanzó al mercado nacional la nueva línea de cascos abiertos DOOM, pertenecientes a la marca italiana Caberg. "El nuevo DOOM se destaca por su excelente ventilación, poco peso y diseño agresivo; cuenta con la certificación de seguridad europea, está confeccionado en resina termoplástica y viene con un interior desmontable y lavable", manifestaron desde la firma.

La línea DOOM cuenta con una pequeña tapa, de un peso de 800 gramos, que puede ser fácilmente guardada y permite además montar una visera larga, que resulta práctica en los meses de invierno y salidas en ruta. El nuevo Caberg ya está disponible en la red de concesionarios oficiales en sus versiones Legend, Patriot o Darkside a un precio sugerido de 4.400 pesos.