Por más subjetivo que seamos, el diseño de la Suzuki SV650 es exquisito. El faro redondo y halógeno, las formas de su tanque metálico y el entramado de caños tubulares (aunque en negro pasa un poco desapercibido) le imprimen una personalidad única que mezcla lo moderno y lo vintage. El toque “Racing” está dado por la doble línea asimétrica que recorre longitudinalmente el tanque de 14,5 litros de capacidad, que se muestra muy estrecho en su parte final facilitando la manejabilidad y la llegada al piso para los pilotos de menor talla. En este aspecto también se agradecen los escasos 785 mm de distancia asiento-suelo.

La iluminación es completamente halógena en esta Suzuki, aunque el faro trasero podría ser led para reforzar el costado moderno del modelo y, por supuesto, la seguridad. La configuración del motor y el pasaje de los colectores de escape inciden y se destacan en buena medida dentro del diseño de esta naked. Siguiendo con el diseño, el silenciador es embellecido por la tapa final y el generoso protector antiquemaduras.

 Relación con el asiento, la plaza del piloto es suficiente, aunque algo escueta para el acompañante. Sin embargo, el mullido es claramente un aspecto mejorable y que seguramente pasará factura luego de un par de horas a bordo de la SV. La ubicación de los pedalines del piloto (estriados ambos juegos) fuerza levemente a una flexión de rodillas que no llega a ser cansadora. El colín bastante afilado está despojado totalmente de asas y el pasajero deberá conformarse con la odiosa cinta sobre el asiento o bien abrazarse al piloto. Diseño mata funcionalidad.

 

Contenida

A sus mandos, el manillar de puntas apenas cerradas recibe cómodamente nuestros brazos y su altura permite conducir de manera erguida sin recargar las muñecas. El instrumental es completamente digital y está alineado con el diseño y disposición de otros productos de la marca. De retroiluminación celeste, informa velocidad, tacómetro, marcha engranada, nivel de combustible y promedio de consumo, nivel de temperatura de refrigerante, hora y trips. Está acompañado de los clásicos testigos luminosos a los lados. Los comandos por tacto y funcionamiento se corresponden con la calidad nipona que uno espera. Inobjetables. Buena nota para la visión ofrecida por los espejos también.

Hoy por hoy, versatilidad y polivalencia son cualidades comunes a todas las motos de este segmento. La SV no desentona y ofrece una agilidad en ciudad muy buena gracias a sus contenidas dimensiones y peso (197 kg) así como por la ya comentada respuesta del motor. En tramos veloces es divertida y rápida de reacciones con un gran compromiso de la rigidez ofrecida por su chasis multitubular. Repasando los componentes de suspensión encontramos una horquilla hidráulica convencional con barras de 41 mm con un recorrido de 125 mm y un monoshock (regulable en precarga) anclado al basculante mediante bieletas con un recorrido de 130 mm. Buenas sensaciones nos brindaron los cauchos marca Dunlop que monta en medida 120/70-17” y 160/60/17”.

La frenada es uno de los aspectos que menos convence. Es cierto que nuestra unidad de prueba era 0km, pero este tipo de motos frena muy bien desde el primer día y con el correr de los kilómetros lógicamente incrementan su poder de frenado. Equipa un doble disco de 290 mm mordido por pinzas de doble pistón firmadas por Tokico y uno de 240 mm con pinza de pistón simple, con un ABS que entra en acción solo cuando es necesario. La sensación es que la potencia está en la palanca (regulable en distancia). Deja gusto a poco el mordiente inicial, lo que obliga a presionar con fuerza para obtener el poder de frenado esperado. El tacto es esponjoso, pero creemos que mejorará con el paso de los kilómetros. El freno trasero no merece críticas y nos acostumbraremos a usarlo más para reforzar el desempeño del delantero.

 

· En pocas palabras

El placer de conducción está asegurado con un funcionamiento “bien redondito” y un sonido inconfundible.

La ubicación de los pedalines del piloto fuerza levemente a una flexión de rodillas que no llega a ser cansadora.

Bajos y medios son muy aprovechables con una estirada final más que suficiente para esos momentos en los que podemos exprimir el puño derecho.

 

· Lo más…

Diseño general

Funcionamiento motor

Calidad japonesa

 

· Lo menos…

Freno delantero

Faro trasero halógeno

Escaso mullido de asiento

 

· Datos complementarios

Fabricante Suzuki Motor Corp.

Garantía 2 años o 24.000 km

Colores Rojo, Azul, Negro, Blanco